main

Colegio

8 consejos para estudiar de manera más eficiente

24 julio, 2017 — by MundoPilot

Estudiar es bueno y necesario. Quizás te parezca aburrido, pero lo que importa es que es bueno y necesario. Métodos hay miles, pero aquí de lo que se trata es de encontrar aquellos que no solo sean “divertidos” sino también los que te otorguen una mejor forma de aprender lo que estudias. Esto supone superar muchas de las dificultades que arrastramos al momento de someternos a nuestro horario de estudio (porque, vamos, DEBES tener un horario de estudio, sino…), y otras recursos que iremos viendo. Así que presta mucha atención no solo a tus libros y anotaciones sino también a estos 8 consejos para estudiar de manera más eficiente:

  1. Emplea la técnica Corson

    ¿Otra fórmula más que aprender? No te preocupes, es por tu bien. Esta es más una técnica que te ayuda a identificar exactamente aquello que no estás entendiendo. Fue desarrollada por Dale Corson, quien fuera presidente de la Universidad de Cornell y también profesor de química. Él sostiene que el alumno debe hacer una pausa y señalar exactamente aquello que no entiende, y no confundir a todo un ejercicio, fórmula o problema como un bloque imposible de resolver. Una vez que hayas ido parte por parte en un problema y llegues finalmente a aquella parte que no comprendes, será más fácil obtener una respuesta.

  2. Emplea la técnica de la repetición espaciada

    No tiene que ver mucho con astronomía esta técnica pero sí con el hecho de aprender cosas de una manera rápida en grandes intervalos de tiempo que se van incrementando cada vez. De cierta forma, esta técnica obliga a tu cerebro a recordar cosas justo antes de que comience a olvidarlas, haciendo que se esfuerce en ejercitar tu memoria. Para que conozcas más al respecto, puedes visitar la web AnkiSRS.net y ahí podrás crear tu propio sistema con esta técnica, o aprovechar las que ahí se encuentran de personas que han estudiado algunas otras cosas.

  3. Emplea el método Loci

    Vamos a ponernos un poquiiito más exigentes. Es una técnica de memorización que data de la época de los antiguos griegos y romanos. También es llamado “el palacio de la memoria”, y es que “loci” significa lugar. En efecto, los trozos de información que se quieren memorizar se deben relacionar dentro de un entorno tridimensional que podamos recordar y evocar vívidamente. En otras palabras, general una narración que recoja y articule en un relato (por más absurdo o surreal que resulte) aquello que queremos recordar o memorizar en general.

  4. Vencer la Akrasia

    Este término existe hace siglos, ya en la época de Platón se le menciona. Significa “falta de voluntad sobre uno mismo”. En resumen: no procrastinar. Posponemos lo que tenemos que hacer ahora, dándole un valor de recompensa al futuro. Así que un poco lo que tienes que hacer para estudiar a conciencia es primero, comprometerte a hacerlo; si esto se te complica, pues hay apps para eso, uno de ellos puede ser Beeminder. Segundo, puedes agregar una recompensa a corto plazo, para completar tus objetivos. No sé, si terminas de leer y re-leer 4 páginas de esa separata puedes ver un episodio más de tu serie en Netflix. PERO SOLO UNO, NO MÁS.

  5. Emplea la técnica Pomodoro

    En realidad, aquí la idea es un poco mejorar esa técnica, que es bastante simple realmente: consiste en realizar una sola tarea o asignación durante un tiempo determinado (usualmente, son 25 minutos de trabajo, más 5 de descanso). Sin embargo, se puede sacar ventaja de esta técnica. ¿Cómo? Qué tal aumentando el tiempo de la sesión a 45 minutos, con 15 minutos de descanso. Experimenta con los intervalos y encuentra el tiempo ideal que se ajusta a tus necesidades de aprendizaje. Otra forma de aprovecharla es anotar en un papel aquellas cosas que te distraen durante tu sesión, y las puedes resolver durante tus breaks, al mismo tiempo que puedes identificar qué es eso que usualmente te distrae, y saber cómo resolverlo y ya no tener que preocuparte por eso.

  6. Usa el pensamiento difuso y de enfoque

    Esto es útil cuando quieras aprender cosas nuevas. La corteza prefrontal de tu cerebro se enfoca en una cosa y solo una cosa exactamente cuando quiere concentrarse algo, pero no deja que el resto de tu cerebro se active. Ahora, muchas ideas vienen de distintas partes de tu cerebro conectándose de manera indistinta, dando como resultado otras nuevas ideas, que es lo que se conoce como pensamiento difuso. Y esto es lo que puedes aprovechar cuando quieras aprender algo nuevo para ti. No obstante, para aquello que ya conoces y que debes usar para resolver algún problema, el pensamiento de enfoque es el que necesitas.

  7. Mide el ritmo de tus clases

    Suele pasar que un estudiante siente que el profesor explicó un tema más rápido de lo que él o ella pudieron entender. Habla muy rápido y no puedes tomar apuntes, sus presentaciones duran muy poco y no puedes capturar todo lo que dice, en suma, no puedes procesar en tu cerebro toda la información que recibes. Un buen método es leer el material sobre el cual se hará la clase, y así tomar algo de ventaja sobre la lección que dará tu profesor, y así preparar a tu cerebro para lo que vendrá. Otra alternativa, que nunca pasará de moda, es simplemente levantar la mano y preguntar. No sería un buen profesor si no atendiera tu pregunta.

  8. Resuelve tus propios problemas

    Esto no quiere decir que descartes algunos de los tips que te hemos dado líneas arriba. Tiene que ver más con el hecho de conocer realmente cuáles son aquellos “huecos” en tu aprendizaje y tratar de resolverlos por tu cuenta. Generalmente, cuando no entendemos algo tratamos de juntarnos con un compañero de clase que sabe lo mismo o menos que nosotros, para tratar de aprender juntos. El problema con esto es que muchas veces uno de los dos no aprende del todo, sino que recoge aquello que el otro compañero ha aprendido, y no siempre es algo de qué fiarse. Reconoce dónde surge tu confusión, en primer lugar; luego ya puedes juntarte con uno, dos o toda la clase.

¿Te han servido estos consejos? ¿Cuáles usas o nos recomiendas tú? Queremos saberlo.

Hacer un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *